Fallece el espía del Mosad responsable de decenas de asesinatos

5601146099340640360no

El antiguo espía israelí Michael Harari, más conocido como Mike Harari, creador de la unidad Kidon dentro de los servicios de espionaje exterior del Mosad murió ayer a los 87 años, según informa hoy la prensa israelí.

Harari combatió desde la adolescencia con las fuerzas militares sionistas antes de la creación del Estado de Israel, en 1948, siguió una larga carrera en el Ejército israelí y después entró en las filas del Mosad, donde se convirtió en una figura mítica.

Responsable de reclutar a agentes secretos, Harari dirigió el departamento que encabezaba las operaciones del Mosad y creó la unidad Kidon que se ocupaba de “eliminar” en el extranjero a presuntos responsables de atentados contra Israel o israelís.

Fue el director de la operación “Cólera de Dios” durante la cual el Mosad abatió, uno a uno, a los responsables de la muerte de 11 atletas israelís en los Juegos Olímpicos de Múnich en 1972. Precisamente por una de estas operaciones para “eliminar” a alguien, Harari presentó su dimisión tras el asesinato, por parte de los servicios secretos israelís, de un ciudadano marroquí a quien confundieron con el número dos de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Ali Hasan Salameh, a quien mataron posteriormente en 1979 mediante la instalación de un artefacto explosivo en su coche, en el Líbano, en 1979. Este asesinato fue ordenado directamente por Harari.

El ministro de Defensa israelí, Moshe Yaalon, ha rendido homenaje hoy en un comunicado al antiguo espía. Yaalon ha destacado “el coraje y la creatividad” de Harari. “Su influencia en el Mosad y en generaciones de combatientes aún se nota hoy y seguirá ejerciendo su efecto durante numerosos años”, ha añadido Yaalon en su comunicado.

Precisamente hoy, el Mosad ha lanzado una nueva página web en diferentes idiomas para “reclutar candidatos” a engrosar sus filas.

NOVOSTI

 

El dictador Noriega y detrás el agente del Mossad Mike Harari.

De Lillehammer a Panamá

Después de Lillehammer, Harari se fue de Israel en aparente desgracia, primero a México, luego a Panamá. Se presentó como hombre de negocios particular, pero siguió siendo agente israelí con acceso a las más altas esferas del gobierno.

De vocación espía y asesino, encontró un espíritu afín en el jefe del G-2 panameño, el Teniente Coronel Manuel Noriega. Noriega y Harari fueron socios en el tráfico de armas y colaboradores en numerosas intrigas.

Fue Harari quién instó a cambiar el nombre de Guardia Nacional al de Fuerzas de Defensa (FDP) cuando Noriega ascendió a comandante.

Durante la ceremonia, Noriega reconoció a Harari públicamente como su mentor. Entre los dos concibieron la idea de formar una tropa de choque leal a Noriega, la Unidad Especial de Servicio Antiterror (UESAT).

atandocabospanama.blogspot.com/

Esta entrada fue publicada en Social y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.