Segunda deportación de José Martí. #Cubamemoria #Cuba

 Por Israel Valdés Rodríguez*

La mañana del 17 de septiembre de 1879, Juan Gualberto Gómez fue a almorzar a la casa de Martí (Amistad #42 entre Neptuno y Concordia) y cuando aún estaban en la mesa ambos amigos, se presentó un individuo desconocido, el cual resultó ser un policía. Martí lo recibió aparte y después de un intercambio de palabras entre ambos, fue a pedirle a su esposa que les sirviera café, momento que aprovechó para dejarle con ella un recado a Juan Gualberto, diciendo que se lo llevaban detenido, que procurara averiguar a donde lo conducirían y avisara al abogado Nicolás Ascárate Escobedo. Bebieron el café y se marchó con el policía, pero Juan Gualberto Gómez los siguió y vio cuando descendían del coche en la jefatura de policía de Empedrado y Monserrate.

Gracias a su influencia como abogado, Azcárate pudo entrevistarse con Martí, y este le encargó recoger en el bufete de Viondi una maleta con documentos secretos y entregársela a José Antonio Aguilera. Días más tarde Aguilera fue encarcelado, pero ya la maleta estaba en manos de J.G. Gómez, quien, luego preso también, la había dejado en lugar seguro, de manera que no pudo ser ocupada por las autoridades españolas.

El 25 de septiembre de 1879 Martí parte hacia su segunda deportación en el Vapor Alfonso XII. Antes de salir de Cuba, recibió las mejores muestras de cariño de sus compatriotas, que ya lo consideraban como un líder indiscutible.

En carta del luchador clandestino “Someruelos” (Juan Barceló), que encabezaba el Club 27, el 17 de septiembre había dirigido desde La Habana una carta al presidente del Comité Revolucionario Cubano en Nueva York, la cual expresaba en una de sus partes: “Anteanoche han apresado al Ldo. Martí subdelegado en la Isla para enviarlo a la península en el vapor de 25. Se supone haya sido delatado por algún espía, pues el espionaje está al orden del día”.

 Muestra del gran impacto y consternación que causó la noticia de la detención de Martí entre los conspiradores de la Isla, es la misiva de J. Patricio Sirgado (agente Guásima) al Comité Revolucionario Cubano de Nueva York, el 2 de octubre, y de la cual reproducimos algunos fragmentos:

“Yo creo que sabrán Uds. la prisión y destierro del gran hombre, del dignísimo patriota José Martí.

Sin previa formación de causa y sólo con la presunción de que conspiraba a favor de la independencia de Cuba, se ha despojado a una familia digna y virtuosa de un ser que amado por un pueblo era idolatrado por los suyos.

El Gobierno Español representado aquí por el más anticubano peninsular Gral. Blanco, autocráticamente, con un “yo lo mando” ha dejado sin amparo a un tierno niño y a una fiel esposa, ha dejado a unos padres sin hijo, a unas hermanas sin apoyo y sin hermano. Ha hecho derramar amarguísimas lágrimas. ¡Sólo por presunción!

Pintar lo que nos ha hecho sufrir ese destierro, esa medida arbitraria sería imposible.

Aquel gigante en su prisión nos dejó un modelo de lo que debemos hacer en análogos casos. ¡Cuanta grandeza unida a tanta dignidad! ¡Cuánto valor unido a tanto sufrimiento!

Sin que se taladre de dolor nuestra alma no podemos recordar aquella noble despedida a su esposa. ¡Heroica mujer! Aquel adiós a su único y primer hijo, aquella separación de sus padres y hermanas y por fin los últimos abrazos de sus amigos que le acompañaron hasta la salida del vapor que lo condujera.

Queréis conocerlo, queréis saber lo que es dignidad. ¡Martí no ha llorado! Ovación más completa jamás la ha recibido aquí ningún desterrado. Más de 300 amigos le fueron a saludar en su prisión. Más de 50 le acompañaron a bordo.”

Deportado a España, al desembarcar el 11 de octubre es conducido a Santander y una vez presentado ante el gobernador, este lo envía a la cárcel; permanece preso durante 3 días hasta que el diputado a Cortes Ladislao Setien, lo saca libre bajo fianza.

* (San Antonio de los Baños, 1952) profesor e historiador, miembro del secretariado permanente de la Unión de Historiadores  de Cuba.

Esta entrada fue publicada en Social y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.