#Cuba Transformar la economía para garantías futuras

Compartir

Tomada de Prensa Latina

Uno de los puntos claves de las nuevas transformaciones económicas que sucederán en Cuba es lo referido al ordenamiento monetario y cambiario, una medida que busca solucionar los problemas estructurales que tiene la economía cubana. Ayudará a resolver deformaciones salariales, desequilibrios macroeconómicos, problemas de incentivos, ineficiencias empresariales y otros dificultades. Este ordenamiento incluye la unificación monetaria y cambiaria, la eliminación de algunos subsidios y gratuidades, la transformación en los ingresos y salarios, así como en los precios. Es justamente este punto, uno de los que más inquietudes genera entre los cubanos, pues ya se ha confirmado que aumentarán los precios, sobre todo el de los productos subsidiados.

¿Estará en correspondencia entonces los salarios y los nuevos precios? ¿Podremos adquirir más productos con el pago de nuestro trabajo luego del día cero?

Aunque la moneda cubana se devaluará, y el capital que circula actualmente no tendrá el mismo poder adquisitivo que muestra hoy, Marino Murillo Jorge, jefe de la Comisión de Implementación de los Lineamientos, aseguró que los precios en el sector estatal no aumentarán en la misma escala que los salarios. Eso se traduce en que con el salario mínimo podrá accederse a una canasta básica de bienes y consumo de referencia que contempla los gastos en alimentación, productos de aseo e higiene, vestuarios, pagos de servicios como la electricidad y el transporte público, la adquisición de medicamentos, entre otros.

Cubrirá buena parte de las necesidades primordiales que en estos momentos no contempla el salario mínimo. En este punto surge otra de las grandes preocupaciones, asociada a los precios del sector no estatal cuya ley de oferta y demanda ha perjudicado más de una vez el bolsillo de los cubanos y cuyos montos han ascendido a cifras que desencadenan la especulación.

Es este uno de los mayores retos que deberá enfrentar las autoridades del país de conjunto con el apoyo de la población. No podemos pretender que en este sector no se aumenten los precios pues con un análisis sencillo concluiremos que los cuentapropistas también incrementarán los salarios de sus trabajadores para garantizar su permanencia, lo que junto a otros factores como la obtención de materias primas a mayores costos incidirá en el valor final de los productos, pero esta búsqueda del equilibrio monetario no puede concluir en precios abusivos y oportunistas. Tenemos camino por andar, pero ya comenzamos los primeros pasos para transformar una economía que era necesario ajustar a nuestras necesidades y demandas.

Fuente

Esta entrada fue publicada en Social. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.