La guerra de las mentiras

Foto: Internet

Estados Unidos se gasta anualmente millones de dólares en su guerra de mentiras contra toda nación, gobernante o partido político que no se arrodille ante sus dictados, y Cuba es víctima de esa estratagema desde hace 62 años.

Cualquier persona en el mundo que lea un diario, revista, vea noticias por la televisión o por las redes sociales, se encuentra con una Cuba virtual, satanizada por la propaganda estructurada por especialistas en subversión, formados en Estados Unidos para desarrollar una amplia y permanente guerra mediática y que la gente se lo crea.

Pero cuando los extranjeros arriban a la Isla, incluidos los diplomáticos estadounidenses, de inmediato de percatan del engaño, al comprobar las inventadas violaciones a los derechos humanos, la supuesta represión y detenciones arbitrarias a los llamados “opositores”, e incluso se dan cuenta que la gente ni siquiera conoce a esos asalariados de la NED, la USAID y el Departamento de Estado, razón por la cual Washington prohíbe los viajes de sus ciudadanos a Cuba.

Desde hace meses esa guerra se intensificó para hacerle creer a las personas que existe un movimiento opositor y de ahí la orden de hacer un plantón frente al Ministerio de Cultura, organizado por la vieja colaboradora de la CIA, Tania Brugueras y la rápida divulgación que hicieron en las redes sociales, hecho que se esfumó como la espuma, al carecer de respaldo social y ser denunciado con sólidos argumentos por la TV, que prueban quien paga y dirige realmente a esos “disidentes”.

Lo mismo sucede con el “artista” sin obra reconocida, Luis Manuel Otero Alcántara y su aliado temporal Maykel Osorbo Castillo, ambos con pésima actitud social que los descalifica ante la mayoría del pueblo cubano.

El problema que enfrenta Estados Unidos en la Isla, es la carencia de una verdadera cantera de “opositores” y por eso está obligado a lidiar con elementos de esa calaña, aunque lo más triste es la presión que ejercen sobre la Unión Europea para que los apoye en sus planes contra Cuba y rompan el acuerdo de cooperación, para cerrar aún más el cerco económico, con el sueño de ver una explosión popular ante la escasez de alimentos y otros productos, provocada por la guerra económica, comercial y financiera, que sí es violatoria de los derechos humanos.

Ahora el Parlamento Europeo se prepara para condenar a Cuba, ante la inventada “violación” de los derechos humanos, algo vergonzoso si tomamos en cuenta que ha hecho un silencio total contra los asesinatos de ciudadanos negros, a manos de policías blancos en Estados Unidos, y su reconocida responsabilidad por la muerte de 23 civiles en 2020 en el mundo, principalmente durante sus operaciones en Afganistán.

Silencio europeo ante la salvaje represión contra los que protestan en Estados Unidos ante esos abusos; lo mismo que por las masacres cometidas en Colombia contra líderes sociales, la cruel represión de los escuadrones policiales, las detenciones arbitrarias, abusos sexuales y la desaparición de muchos de los jóvenes, obreros y profesionales que reclaman una vida mejor.

En Cuba jamás se ha visto cosa semejante a lo que sufre el pueblo colombiano, como también sucede en Chile, donde hay decenas de muertos y ciegos por la represión policial, pero al ser sus gobernantes lacayos de Washington, al parecer tienen licencia para matar, violar los derechos humanos, detener, encarcelar y torturar, sin que la Unión Europea se moleste en hacer comunicados para sancionarlos.

Execrable postura asumida por los parlamentarios europeos de derecha, muchos de ellos considerados “relaciones de trabajo” de la embajada yanqui en Bruselas, quienes reciben instrucciones para actuar contra la Revolución.

Cuba lleva más de medio siglo sometida a acusaciones infundadas, a través de cruzadas mediáticas respaldadas por grandes medios de información, muchos de ellos reclutados por la CIA bajo la conocida Operación Mockingbird y en los últimos años en las redes sociales, algo muy deseado por los yanquis, expuesto en 1996 por la RAND Corporation del Instituto de Investigaciones para la Defensa Nacional de Estados Unidos, en un estudio elaborado para el Departamento de Defensa, titulado “Las telecomunicaciones cubanas, las redes de computación y sus implicaciones en la política de Estados Unidos”.

En dicho trabajo se expone:

Alentar el enlace de Cuba a Internet, utilizar Internet para transmitir noticias y análisis balanceados, promover el uso de Internet por ONG cubanas, universidades y otros destinatarios, para ayudar a la apertura en Cuba y forzar el surgimiento de una sociedad civil independiente”.

Es por eso que entre los años 2004 y 2006, la USAID repartió cerca de 35 millones dólares para proyectos subversivos contra Cuba, muchos de ellos vinculados directamente al tema de la informática y las comunicaciones.

Con esa ilusión, en el 2012, durante un evento celebrado en la Fundación Heritage de Estados Unidos y Googles Ideas, fue elaborado un informe para el Gobierno, donde se recomienda la creación de una red WIFI remota para posibilitar el acceso a Internet de los cubanos y el senador Marco Rubio, presente en el evento, aseguró:

“El sistema totalitario cubano podría derrumbarse, si todos los cubanos tuvieran libre acceso a Internet, pues Cuba seguiría la misma suerte de aquellos países que pasaron la Primavera Árabe”.

Así surgieron Zunzuneo, Piramideo y otros proyectos que terminaron en fracaso, porque en Cuba la verdad y la razón están en el pueblo y no en las mentiras construidas y difundidas por las redes sociales.

Hipócritas los yanquis y sus lacayos europeos que no aprenden de tantos descalabros y dinero malgastado.

Cuba tiene una Revolución verdadera y defendida por la mayoría de su población, realidad que el odio de sus enemigos no les permite entender.

Preciso fue José Martí cuando afirmó:

“Son indignos de lástima los que siembran a traición, incendio y muerte por odio a la prosperidad ajena”.

Fuente

Esta entrada fue publicada en Social. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.