La mentira infantil de Washington y su embajada (+Videos)

Prisión estadounidense

El imperio siempre se mira al espejo para buscar faltas que atribuir a otros. En los últimos meses, funcionarios del gobierno de Washington y su Embajada en La Habana se han desgañitado acusando a Cuba de procesar a menores de edad tras los hechos violentos del 11 y 12 de julio de 2021.

Pura falacia. En Cuba no se procesa penalmente a ningún menor de 16 años, que es la edad legalmente establecida para tener Carnet de Identidad, votar o enfrentar juicios por delitos cometidos. ¡Qué presenten una sóla prueba de ello!

Más aún; si bien el Código Penal vigente en Cuba establece que «La responsabilidad penal es exigible a la persona natural a partir de los 16 años de edad cumplidos en el momento de cometer el acto punible», también especifica en su artículo 17.1 que » En el caso de personas de más de 16 años de edad y menos de 18, los límites mínimos y máximos de las sanciones pueden ser reducidos hasta la mitad, y con respecto a los de 18 a 20, hasta en un tercio. En ambos casos predominará el propósito de reeducar al Sancionado, adiestrarlo en una profesión u oficio e inculcarle el respeto al orden legal.»

Tal pulcro, diferenciado y justo proceder establecido en leyes y practicado por el sistema judicial cubano, está bien distante de la realidad que enfrentan muchos menores en Estados Unidos. Una rápida búsqueda en internet arroja titulares como estos:

Pero esas flagrantes violaciones del derecho infantil no son historia pasada, según reconoce el reciente informe El Estado de los Niños de América® 2021, del Children´s Defense Fund, una organización sin fines de lucro de defensa de los niños, con sede en Washington y oficinas en California, Minnesota, Mississippi, Nueva York, Ohio, Carolina del Sur y Texas.

Una mirada a los hechos que atestigua este reporte permiten aquilatar la hipocresía y doble moral del gobierno de Estados Unidos en su insidiosa campaña contra Cuba.

Leamos textualmente:

  • ..los niños estadounidenses continúan siendo criminalizados a un ritmo alarmante y las disparidades persisten. Muchos niños, particularmente niños en situación de pobreza; niños de color; niños con discapacidades; niños con problemas de salud mental y abuso de sustancias; niños sujetos a negligencia, abuso y/u otra violencia; niños en cuidado de crianza; y los niños LGBTQ—son expulsados ​​de sus escuelas y hogares hacia los sistemas de justicia juvenil o de justicia penal para adultos.
  • En 2019, 696 620 niños fueron arrestados en EE. UU.
  • Un niño o adolescente fue arrestado cada 45 segundos.
  • Solo durante el año escolar 2015-2016, hubo más de 61 000 arrestos escolares y 230 000 remisiones a las fuerzas del orden público, en gran parte sobrerrepresentadas por estudiantes con discapacidades, estudiantes negros y estudiantes indígenas.
  • La priorización de la policía sobre los profesionales de la salud mental en las escuelas a menudo conduce a la criminalización del comportamiento típico de los adolescentes y alimenta el conducto de la escuela a la prisión. Hoy, 14 millones de estudiantes asisten a escuelas con policía pero sin consejero, enfermera, psicólogo o trabajador social .
  • 43,580 niños y jóvenes fueron retenidos en colocación residencial en una noche determinada en 2017. Casi 2 de cada 3 fueron colocados en las instalaciones más restrictivas.
  • Otros 653 niños fueron encarcelados en prisiones para adultos en una noche determinada de 2019.
  • Las disparidades raciales extremas han persistido en los sistemas de justicia penal de menores y adultos. Los niños negros, continúan siendo sobrecriminalizados y sobrerrepresentados en todos los puntos, desde la disciplina escolar y el arresto hasta la sentencia y las ubicaciones posteriores a la sentencia.
  • Aunque el 63 por ciento de los niños arrestados en los EE. UU. eran blancos, los niños indios americanos tenían 1,5 veces más probabilidades de ser arrestados y los niños negros tenían 2,4 veces más probabilidades de ser arrestados que los niños blancos .
  • En 2018, los jóvenes negros representaron menos del 15 por ciento de la población juvenil total, pero el 52 por ciento de los jóvenes procesados ​​en tribunales penales para adultos . Los jóvenes negros tienen nueve veces más probabilidades que los jóvenes blancos de recibir una sentencia de prisión para adultos, los jóvenes indios americanos/nativos de Alaska tienen casi el doble de probabilidades y los jóvenes hispanos tienen un 40 por ciento más de probabilidades .
  • Los niños, los jóvenes con discapacidades y los jóvenes LGBTQ también entran en contacto desproporcionado con los sistemas de justicia penal de menores y adultos.
  • Los aproximadamente 44,000 niños encarcelados en todo el país viven con miedo a la COVID-19 y se enfrentan a confinamiento solitario como una forma de distanciamiento social, acceso limitado a EPP, visitas o contacto limitado o nulo con sus seres queridos, y actividades educativas y recreativas limitadas.

Más de la mitad de todos los niños en prisiones para adultos estaban detenidos en siete estados:
Florida, Carolina del Norte, Arizona, Connecticut, Texas, Ohio y Nueva York

Informe El Estado de los Niños de América® 2021

El enjundioso informe de la organización de defensa de la infancia apunta conceptos que bien debieran estudiar las autoridades estadounidenses:

  • Los niños no pertenecen a las prisiones. El encarcelamiento no apoya el crecimiento y desarrollo de nuestros niños; los pone en riesgo y limita su acceso a los recursos.
  • Mientras están encarcelados, los niños a menudo reciben instrucción educativa, atención médica y servicios de asesoramiento inadecuados y corren un mayor riesgo de maltrato, abuso físico y psicológico, agresión sexual y suicidio .
  • El uso del confinamiento solitario los priva aún más de interacción social, estimulación mental y servicios clave durante un momento crítico del desarrollo cerebral de los adolescentes. Los jóvenes de color y los jóvenes LGBTQ corren un mayor riesgo de ser colocados en confinamiento solitario y los jóvenes con discapacidades a menudo son colocados en aislamiento debido a la falta de servicios o adaptaciones disponibles, cuando ningún niño debe ser colocado en confinamiento solitario independientemente de su identidad.
  • Los riesgos aumentan para los niños en el sistema de justicia penal de adultos, que se centra aún más en el castigo que en la rehabilitación y el tratamiento. Los niños en cárceles para adultos tienen más probabilidades de sufrir un trauma permanente y tienen cinco veces más probabilidades de morir por suicidio que los niños detenidos en centros de detención juvenil .

Entre 1976 y 2005, cuando se abolió la posibilidad de castigar con la muerte a menores de edad, 22 hombres que cometieron crímenes antes de alcanzar la edad adulta fueron condenados a la pena capital.

El primer estado en procesar a menores como adultos en EE.UU. fue, precisamente, Florida. Ahí se aplica además la política de «una vez adulto, siempre adulto», la cual establece que un menor será siempre juzgado como adulto una vez que haya sido condenado y sentenciado anteriormente.

BBC Mundo,22 octubre 2013

Y si con el ámbito judicial no le basta al «rey desnudo», el propio informe El Estado de los Niños de América® 2021 deja otras muchas carencias y peligros para la vida de los infantes estadounidenses:

Cada día en Estados Unidos:

  • 5 niños mueren por abuso o negligencia
  • 8 niños o adolescentes mueren por suicidio
  • 9 niños o adolescentes son asesinados con un arma de fuego
  • 20 niños o adolescentes mueren por accidentes
  • 46 niños o adolescentes resultan heridos con armas de fuego
  • 59 bebés mueren antes de su primer cumpleaños
  • 121 niños son arrestados por delitos violentos
  • 223 niños son arrestados por delitos de drogas
  • 514 estudiantes de escuelas públicas son castigados corporalmente
  • 678 bebés nacen sin seguro médico
  • 827 bebés nacen en extrema pobreza
  • 860 bebés tienen bajo peso al nacer
  • 1541 bebés nacen en la pobreza
  • 1785 niños son abusados o abandonados
  • 1909 niños son arrestados
  • 2906 estudiantes de Secundaria abandonan la escuela
  • 14 206 estudiantes de escuelas públicas son suspendidos

¿Con qué moral Washington exige lo que no cumple? ¿Lecciones de qué pretende darnos la embajada del imperio? ¿No creen que tienen bastante de qué ocuparse cada día?

Vea además:

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en WhatsApp Compartir en Telegram

Fuente

Esta entrada fue publicada en Social. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.